Nahitan Nández, la nueva ‘joya’ del semillero de Peñarol

Nahitan Nández, la nueva ‘joya’ del semillero de Peñarol

Nacido el 28 de diciembre de 1995 en Maldonado, Nahitan Nández es la nueva promesa que tiene el Club Atlético Peñarol en su mediocampo, donde logró consolidarse como titular indiscutido gracias a las muy buenas actuaciones que tuvo las veces que le tocó jugar desde que fue ascendido al primer equipo.

El mediocampista comenzó a jugar al fútbol a los cuatro años en su ciudad natal. Siendo más grande jugó una temporada en el Club Atenas, para luego pasar al fútbol de Maldonado. “Estuve en la selección en Sub 15, Sub 17 y de ahí me vine para Peñarol“, declaró el jugador en octubre del 2014 a Ovación.

En aquel entonces relató que le costó mucho adaptación a su nuevo entorno. “Soy recontra familiero, hijo único y muy apegado a mis viejos, entonces extrañaba mucho. Lloraba todos los días. Estuve varias veces a punto de agarrar mis cosas y pegar la vuelta. Me frenaron varios motivos, pero principalmente el ser hincha de Peñarol. Estaba cerca de cumplir mi sueño. No me podía rendir”, declaró.

Nández es un mediocampista moderno, con un buen manejo del balón y marca. “Siempre fui enganche. Cuando llegué al club, Álvaro Regueira me cambió de puesto y pasé de 10 a 5. Es decir, pasé de ser arquitecto a un obrero”, afirmó quien con Pablo Bengoechea supo jugar algún partido de lateral derecho.

Si bien el juvenil tiene muy buenas condiciones técnicas, todavía debe mejorar algunos aspectos de su juego y personalidad. Es un futbolista que juega siempre al límite y por momentos eso termina siendo perjudicial tanto para él como para Peñarol, dejando al equipo con diez hombres. Un ejemplo claro es la tonta expulsión que recibió frente a Huracán de Parque Patricios por la Copa Libertadores de América, en un partido que el Manya debía ganar sí o sí para seguir con vida en el  máximo torneo continental.

Con la selección uruguaya Nández disputó el Campeonato Sudamericano Sub – 20 que se jugó en su país y el mundial de la categoría de Nueva Zelanda, donde Uruguay llegó hasta octavos de final. Aunque no pudo jugar los Juegos Panamericanos de Toronto porque su equipo no se lo permitió, ya fue citado en varias oportunidades por Óscar Washington Tabárez a la selección mayor y jugó algunos partidos oficiales.

Gracias a sus buenas actuaciones en su equipo y en la selección nacional varios grandes del mundo pusieron sus ojos en él. Juventus, Torino, Udinese y Boca Juniors, en el último mercado de pases, mostraron interés en contrarlo, pero la comisión directiva de Peñarol se negó a negociarlo.

Aunque debe mejorar algunos aspectos de su personalidad y no jugar tan acelerado, Nández es una de las mayores apuestas que tiene el Manya para su futuro y una de los últimos talentos que surgieron del semillero aurinegro. Está en él continuar progresando para ser una figura en su equipo y en la selección uruguaya.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.